Así son las pruebas para aprender a dominar tu bicicleta



El periódico digital de Alicantur Noticias

Madrid

Actualizado:

La formación de los conductores es un factor determinante en los accidentes de tráfico. Y la formación es aún más valiosa cuando se trata de motociclistas, conductores vulnerables y desprotegidos cuyo ‘cuerpo’, otro axioma de la seguridad vial sobre dos ruedas, es el propio cuerpo. La Asociación de Tráfico de la Guardia Civil (ATGC) y la asociación Moto y Vida (formada por guardias civiles) llevan cuatro años organizando cursos sobre conducción segura de motos. Apunta a conductores novatos y experimentados «Aquellos que quieran aprender y mejorar su técnica de conducción para ganar confianza y hacer la conducción más segura y eficiente», explican los directivos de Moto y Vida. Se trata de un curso teórico-práctico de 8 horas que enseña las técnicas fundamentales de conducción (frenada, esquiva, curva …) en circuito cerrado. «Nuestro objetivo es crear conciencia sobre el riesgo mediante la enseñanza de técnicas de conducción defensiva y control de la bicicleta», explica. Jesús Baena, director técnico de la escuela Moto y Vida y guardia civil de la ATGC.

Y con un valor añadido: «Transmitimos a los alumnos nuestra experiencia en vigilancia y control de tráfico como conductores de la Asociación. Esta experiencia sirve para identificar situaciones de riesgo, avisarte y reaccionar ”, apunta Baena. Los cursos de conducción segura en motocicleta incluyen pruebas de circuito cerrado para aprender a Domina la bicicleta en diferentes situaciones.:

Frenado en mojado: Frenado a 40-50 km / h en mojado, con y sin ABS. La bicicleta está equipada con brazos laterales con rodillos para evitar caídas. Objetivo: Los participantes pueden comparar la capacidad de frenado de una motocicleta con el ABS, siempre en óptimas condiciones de seguridad.

Esquivando los obstáculos: En segunda marcha (unos 40 km / h) el conductor utiliza ambos frenos, los suelta y esquiva a derecha o izquierda como indica el monitor. Objetivo: El alumno aprende a reducir la velocidad y evitar un obstáculo en el medio de su camino, por ejemplo, un peatón que irrumpe en la calle.

– Frenado combinado: Frenado con el freno delantero, trasero y ambos a la vez. El cuerpo avanzó, las piernas pegadas a la bañera, los brazos doblados y los codos extendidos. La mirada del motociclista siempre lejana. Objetivo: Aprender a frenar en un solo paso y progresivamente con ambos frenos, aislados y combinados, aplicando siempre la intensidad necesaria.

Slalom: El ciclista zigzaguea entre los conos (30-40 km / h) utilizando el freno trasero si es necesario. Piernas pegadas a la bici, mira a 3-4 conos de distancia, ritmo constante y distancia de la zancada. Objetivo: El participante logra una buena relación y una correcta agilidad y facilidad entre el vehículo y él.

Pasarela, terreno irregular e inclinado: Tres pruebas en una: equilibrado a baja velocidad en una pasarela de 25 cm de ancho; control en terreno irregular; detenerse en medio de una rampa con el freno trasero. Objetivo: El motociclista aprende a mantener el equilibrio sobre la bicicleta a baja velocidad y trayectoria evitando obstáculos, y comenzar en una rampa.

Giros conectados: Curvas de 180º por carreteras cónicas, acelerando y frenando. El conductor dirige su mirada al final de cada camino. Objetivo: El motociclista aprende a andar en bicicleta mediante el uso correcto de la mirada y midiendo el acelerador.

Míralos
Comentarios

.