CEOE admite que las ertes «deben terminar»



Las mejores noticias en Alicantur Noticias

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, admitió este lunes que ertes como herramientas para abordar los efectos económicos de la pandemia «afortunadamente deben terminar porque lo que tienes que demostrar es que el la gente ingresa al sistemaTras las diferencias con el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, en las últimas negociaciones para la ampliación del mecanismo, el dirigente empleador llegó a asumir que desde 30 de septiembre Las prácticas de regulación laboral provisional debido al coronavirus se reducirán a algunos sectores muy especifico.

«Lo estamos viendo ahora y este verano lo veremos descenso espectacular la cantidad de personas que están en erte. Cuando llegue septiembre tendremos que hacerlo siéntate y ajústalos, porque nunca volverá a ser el mismo. Ya estaremos con las vacunas; En general, esperamos que no suceda nada más, la economía estará abierta; En unos días estaremos en la calle sin máscara … Empezaremos a hablar de otra dinámica y tendremos que ser lo suficientemente serio, porque tú eres tienen un costo para el estado«, subrayó en un curso en la APIE y la UIMP.

Garamendi recordó que estaba allí en ese momento 3,5 millones de trabajadores erguido, frente a los que están alrededor 450.000 corrientes. «Cuando llegue septiembre habrá mucha menos gente, tendremos que ver qué sectores todavía se ven afectados, habrá: fuegos artificiales, vida nocturna … Allí tendremos que ver y evaluar cómo podemos ayudar a estos sectores, pero habrá menos gente. El modelo cambiará un poco porque empezaremos a hablar de: señores, deben empezar a volver a la actividad«él advirtió.

Pensiones, SMI y reforma laboral

Noticias relacionadas

El presidente de la CEOE también aseguró que las negociaciones con el Gobierno y los sindicatos sobre el futuro de las pensiones No va mal, pero hay flecos ”, aunque lamenta que el Ejecutivo tenga“ ganas de dar noticias todos los días ”cuando sería más conveniente centrarse en la“ discreción ”. Asimismo, aseguró que el empleador cree que «Este no es el momento y no puedes tocarlo» aumentar el salario mínimo dentro de la profesión (SMI) porque no es «lo mejor para la economía y para todos» en plena recuperación.

En cuanto a los cambios en el mercado de trabajo, Garamendi dijo que la Comisión Europea «no habla de reforma laboral, sino de políticas activas de empleo», defendió la del anterior gobierno en 2012 y advirtió al actual ejecutivo sobre la posición de la CEOE: «No hay problema para hablar de mejoras, pero si se va a hacer mas restrictivo el sistema, no tendrá nuestra aprobación«.

.