¿Cuál es la posición correcta de los espejos retrovisores?



Las mejores noticias en Alicantur Noticias

Madrid

Actualizado:

Los retrovisores, junto con las superficies acristaladas del coche, son los elementos que nos permiten obtener información visual de forma constante durante la conducción. De ahí la importancia de su regulación y limpieza exterior para obtener la visibilidad necesaria y evitar sorpresas en la realización de maniobras que requieran una rápida y adecuada decisión como adelantamientos, desplazamientos laterales o cambio de carril. Sin embargo, ya existen formas de evitar los puntos ciegos. se trata de sistemas de detección de puntos ciegos como, por ejemplo, el BLIS, capaz de detectar la presencia del vehículo que pretende adelantarnos y nos avisa con una señal acústica o luminosa.

No obstante, si nuestro coche no dispone de ninguno de estos sistemas para detectar la presencia de ángulos muertos que dejan los retrovisores ya que, sobre todo, se ha incorporado a los coches actuales, según
Circule seguro
, y como recuerdan de
DGT
, podemos solucionarlo con una nueva orientación en los retrovisores exteriores, aplicando un ajuste de unos 15 grados hacia el exterior para seguir viendo los vehículos siguiéndonos y que perdamos de vista el retrovisor interior.

Para utilizar esta técnica de ajuste en los espejos retrovisores, es conveniente seguir estos pasos:

Paso 1. Comience colocando el espejo retrovisor interior como lo haría normalmente.

Paso 2. A continuación, incline la cabeza hacia la izquierda hasta que toque la ventana del conductor. Desde esa posición, ajuste el espejo izquierdo para que pueda ver la esquina trasera de su automóvil.

Paso 3. Ahora, inclínese en el mismo ángulo en el otro lado y coloque el espejo del lado derecho de la misma manera.

Hecho esto y puesto en práctica, mientras se conduce, se observará que cuando un vehículo se acerca por detrás, debemos verlo a través del retrovisor interior y si el mismo vehículo cambia de carril, desaparecerá del retrovisor interior para verse instantáneamente en el retrovisor exterior. No obstante, para comprobar si lo hemos hecho correctamente, la visión del vehículo que nos sigue y nos adelanta no sufriría ningún retraso en la aparición de un retrovisor al otro. En otras palabras, la imagen del vehículo que nos sigue nunca se perdería de vista en ningún momento.

Míralos
Comentarios

.