El gobierno prevé gastar tres veces menos este año en ertes y ayudas a los autónomos



Comparte esta noticia de Alicantur Noticias

La Gobierno estimado para gastar un total de 7,972 millones de euros este 2021 para pagar el mecanismo de eres covid y ayuda extraordinaria para Trabajadores por cuenta propia. Se trata de una inversión 3,6 veces inferior a la destinada en 2020, que alcanzó los 29.311 millones de euros, debido a las perspectivas de mejora del mercado laboral para este año. Menos empresas que utilizan erte, menos gasto público. Así se refleja en el documento del Programa de Estabilidad 2021-2024 enviado a la Comisión Europea este viernes. En él el Ejecutivo traslada un escenario de mejora progresiva en el ámbito laboral, con una tasa de desempleo que cerrará este 2021 en 15,2% (actualmente en 15,98%) y que disminuirá con mayor intensidad a partir de 2022.

Las proyecciones elaboradas por el departamento encabezado por Nadia calviño Prevén una reactivación de la actividad económica y un aumento de las horas trabajadas. Es decir, cuantas más empresas operan y operan más horas. El peso de las ertes como mecanismo de protección del empleo ha ido disminuyendo desde el confinamiento del primer estado de alarma, cuando en la primavera de 2020 alcanzó los 3,5 millones de trabajadores. Y, a pesar del breve repunte experimentado durante la tercera ola, ese número está disminuyendo, hasta los 665.000 trabajadores suspendidos actuales.

Noticias relacionadas

Esta reactivación de los centros de trabajo se refleja en los números facilitados por el gobierno en Bruselas. Sobre todo en sectores que hoy en día prácticamente no tienen actividad, como el turismo. «La normalización de actividad turistica en 2022 permitirá la reactivación del sector exterior «, según el Ejecutivo, y esto tendrá un impacto directo en el aumento de horas trabajadas. Según esto, el número de horas trabajadas en 2021 aumentará en un 7,6% frente a el año anterior, que provino de una disminución histórica del 10,4%, luego los aumentos esperados se moderarán a tasas entre 2,1% y 1,2%, por lo que los niveles de empleo prepandémicos no se recuperarán hasta el próximo mes. 2024.

La crisis del coronavirus no desencadenará una devaluación salarial ni una moderación de los incrementos pactados, lo que podría provocar una pérdida de poder adquisitivo. Guión diferente al que ocurrió en la crisis anterior. Al menos así se deriva de los cálculos oficiales del Ejecutivo. En términos de salarios, 2021 será un año de paréntesis, con un aumento esperado de 0,9% en el salario medio por empleado. Y en los próximos años, esta revisión salarial cobrará fuerza y ​​estará en un rango entre 1,5% y 1,8% entre 2022 y 2024.

.