El plan presupuestario del gobierno aumenta un 0,9% de las pensiones y salarios públicos



Comparte esta noticia de Alicantur Noticias

El gobierno planea aumentar un 0,9% pensiones y el salarios públicos en 2021. La previsión sobre los pensionistas aparece en el último texto que está sobre la mesa del plan presupuestario de todas las administraciones públicas que el Ejecutivo debe enviar a Bruselas este jueves, según fuentes cercanas al contenido del documento. El equipo de Pedro Sánchez también estaba considerando esta tarde de miércoles incluir datos que interesen a los funcionarios que, con independencia de que finalmente se recojan o no en el documento que se enviará a las autoridades de la UE, es cálculo del ejecutivo para incluir en el próximos presupuestos generales.

El aumento del 0,9% se debe al pronóstico de inflación del gobierno para el próximo año y al compromiso del gobierno de garantizar la poder adquisitivo de pensiones. En 2020 también se aplicó un aumento de las pensiones del 0,9%, según la previsión de que este año sería inflación, aunque todo apunta a que el índice de precios al consumidor podría terminar el año con tasas negativas. Él Instituto Nacional de Estadística (INE) confirmó este miércoles una tasa del -0,4% en septiembre y los analistas esperan un -0,2% para fin de año. Si es así, se podría decir que los jubilados habrían ganado algo más de un punto de poder adquisitivo en 2020.

El aumento del 0,9% de las pensiones impulsó los cálculos de gasto presupuestario incluidos en el documento que el Ejecutivo enviará a Bruselas este jueves, entendiéndose que la posterior negociación política -en el marco de la Pacto de Toledo– y con los agentes sociales acaba resultando en un incremento diferente y mayor. Esto fue transmitido por el ejecutivo a dicho agentes, para evitar tensiones por lo que podría interpretarse como una decisión unilateral del Gobierno en un tema delicado como el de los beneficios.

En el caso de los funcionarios, la posibilidad de un congelamiento el próximo año quedó en el aire hasta el último momento. Finalmente, los cálculos del plan presupuestario 2021, en su último borrador, antes del cierre de esta edición, se formularon en base a un incremento del 0,9% para el empleados públicos de las tres administraciones (Estado, autonomías y municipios). Este incremento será inferior al esperado en 2020, que fue del 2%, en aplicación del acuerdo plurianual acordado con los sindicatos en 2018. En la noche de este miércoles, en vísperas de la presentación del plan a la Unión Europea, el Ejecutivo Seguía dudando de la importancia de incluir este cálculo en el documento de Bruselas o de darlo a conocer en el proyecto de presupuesto que pronto pasará al Consejo de Ministros.

Cambios fiscales

Las grandes cifras del plan presupuestario, sin embargo, no incluyen aún el efecto recaudatorio de todas las nuevas medidas fiscales negociadas por ambos socios del gobierno de coalición (PSOE y Unidos Podemos), ya que, según fuentes familiarizadas con las conversaciones, no hay ninguno. todavía. un acuerdo pleno entre las dos partes sobre las medidas del acuerdo de coalición que deberían aplicarse a partir de 2021 y que deberían dejarse para más adelante, con una mayor recuperación económica.

Sobre la mesa está la posibilidad de cambios en la tributación de planes de pensiones; impuestos más altos en IRPF de las rentas más altas; La aplicación de una tasa mínima de impuesto de sociedades para multinacionales; o la eliminación de la exención del IVA de los servicios privados salud y educacion.

Principales líneas presupuestarias

Envíe un plan presupuestario (‘sequía’, en la terminología de la Comisión Europea) forma parte de la gobernanza de las cuentas públicas impuesta por Pacto de estabilidad y crecimiento de la Unión Europea. Todos los países deben presentar las principales líneas presupuestarias para el próximo año en Bruselas y someterlas a examen por la Comisión Europea, que debe validarlas o sugerir cambios en un informe que se publicará en noviembre.

El plan presupuestario no es el mismo que el proyecto de ley sobre los presupuestos estatales, que, según el Ministro de Hacienda, María Jesús Montero, será presentado al Congreso de los Diputados a fines de octubre (varias semanas por detrás del límite legal, establecido el 20 de septiembre). Sin embargo, el plan presupuestario debe incluir las grandes cifras de ingresos y gastos del gobierno, así como el escenario macroeconómico en el que se desarrollarán las cuentas.

El texto retoma así el techo histórico de gasto aprobado por el Gobierno el 6 de octubre, así como el escenario macroeconómico descrito por el vicepresidente económico, Nadia Calviño, con una recesión del 11,2% este año y un repunte para 2021 con un crecimiento del 7,2%.

Él techo de gasto del Estado de 2021 es un 53% superior a la de 2020, alcanzando los 200.000 millones de euros, tras incorporar la inyección de 27,436 millones de transferencias de Fondo Europeo de Reconstrucción (del total de 71.604 millones previstos para España hasta 2026; 140.000 millones, si se incluyen los préstamos).

.