El poder judicial enfrenta una votación dividida para nuevos nombramientos luego de que fracasan las negociaciones para su renovación



Las mejores noticias en Alicantur Noticias

El presidente de la Corte Suprema y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, preside una reunión del CGPJ.
El presidente de la Corte Suprema y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, preside una reunión del CGPJ.Salvador Sas / EFE

Los miembros de la Consejo General del Poder Judicial Están convocados este jueves en pleno extraordinario para aprobar ocho nombramientos discrecionales que fueron aplazados la semana pasada por la posibilidad de que el PSOE y el PP hayan llegado a un acuerdo para renovar el órgano de gobierno de jueces. Los miembros optaron hace una semana por rescindir las nominaciones, casi asumiendo que, siete días después, el acuerdo de renovación sería oficial, lo que, como era de esperar, llevaría a que la mayoría de los miembros del Consejo renunciaran a esos votos y los dejaran. en manos de sus sucesores. Pero la ruptura de las negociaciones entre socialistas y populares ha cambiado el escenario y el pleno de los rostros del CGPJ ha dividido la sesión de este jueves.

El orden del día incluye la votación de ocho escaños: entre estos, tres por el magistrado del Tribunal de Casación (dos en la Sala I, Civil, y otro en la Sala IV, Social). Los nombramientos de magistrados del Supremo se consideran puestos clave, porque el electo ocupa el cargo hasta su jubilación, lo que llevó al gobierno el otoño pasado a sugerir que el concejo se abstuviera de seguir cubriendo las vacantes en el tribunal superior, lo que fue ignorado. Junto a estos tres cargos en el Tribunal Supremo, el Consejo también tiene previsto votar las presidencias de los tribunales superiores de Canarias y País Vasco, la de Sala de lo Social del País Vasco y las de las Cortes Provinciales de Almería y Salamanca. .

Los escaños de la Corte Suprema y los tribunales autónomos requieren una mayoría de tres quintos (13 votos de 21), mientras que los de las Audiencias requieren una mayoría simple (11 votos). Varios miembros consultados creen que la votación se llevará a cabo, pero dudan que alguno de los candidatos obtenga suficientes votos para ser elegido.

En los últimos meses, el Consejo ha asumido decenas de nombramientos tras largas negociaciones que reunieron a una gran mayoría de miembros, tanto del sector conservador como del progresista. Pero en este pleno extraordinario, los miembros llegan con posiciones divididas sobre si afrontar las candidaturas en la sesión de hoy o esperar al pleno ordinario de finales de marzo, lo que ha impedido llegar a un acuerdo general sobre los candidatos que se presentan a cada uno. posición.

Durante este miércoles hubo llamamientos entre los miembros a favor de la continuación de los nombramientos con la intención de llegar a un pacto de última hora sobre los lugares en juego, pero las fuentes consultadas admitieron las dificultades para sacar las cuentas. Cinco miembros progresistas votaron en blanco en los últimos nombramientos, entendiéndose que ya no se espera que el Consejo actual, cuyo mandato expiró en diciembre de 2018, designe estos cargos. De los 16 restantes, al menos otros dos integrantes del sector conservador prefieren esperar al pleno ordinario programado para el 25 de marzo, por lo que si finalmente votan este jueves, previsiblemente lo harán en blanco. Si bien el resto de los miembros del pleno, incluido el presidente Carlos Lesmes, optan por votar por uno de los candidatos que se postulan para cada escaño, hay poco margen para que cualquier candidato obtenga los votos necesarios, aunque los miembros consultados no. excluirlo.