Espadas lanza su campaña para unir a todo el PSOE y recuperar la junta



Comparte esta noticia de Alicantur Noticias

Espadas lanza su campana para unir a todo el PSOE

Un día después de que finalizara el estado de alarma, el PSOE andaluz volvió a realizar un acto público en la calle. Unas 450 personas, según los organizadores, se dieron cita en Granada en torno a Juan Espadas, en su primer acto oficial como candidato a ser candidato socialista a la presidencia de la Junta de Andalucía. Con el bienvenidos Con Miguel Ríos de fondo, Espadas inició su carrera para conseguir el apoyo de militantes para las primarias del 13 de junio, contra Susana Díaz, con una idea fundamental: unir a todo el PSOE para reconquistar la junta.

«O renovamos el proyecto o el viento nos pasa»; «Necesitamos el cambio para gobernar»; «Tenemos que volver a lo que éramos». Sobre estos temas Espadas planteó la presentación de su candidatura, en la que pidió a los militantes que superen dos hitos que han prendido fuego a muchos socialistas. El primero es el «enfrentamiento» del 1 de octubre de 2016 en la comisión federal que destrozó al PSOE con la dimisión de Pedro Sánchez como secretario general. El otro es más reciente: la baja el 2 de diciembre de 2018 de la Junta de Andalucía, tras casi 37 años ininterrumpidos de mandatos socialistas. En ambos casos, Díaz tuvo un papel protagónico. “Tienes que ser autocrítico. Estos son los dos problemas para los que no contamos con el apoyo de los andaluces ”. Según Espadas, el PSOE debe analizar «punto por punto» por qué el PSOE «falló» en las elecciones autonómicas de hace dos años. Y a partir de ahí “adaptar el proyecto”.

El candidato pidió a sus seguidores que huyeran del enfrentamiento y celebró la presencia en el acto en Granada de dirigentes, diputados y senadores que en otro momento apoyaron a Díaz. Los organizadores dejaron las dos primeras filas de la manifestación a militantes sin cargos de responsabilidad, pero detrás estaban los secretarios generales de Granada, José Entrena; de Jaén, Francisco Reyes; de Cádiz, Irene García; y la presidenta de la Diputación Foral de Huelva, María Eugenia Limón. Incluso senadores como Miguel Ángel Heredia, otrora la uña y la carne de Díaz, han abrazado al candidato.

Espadas pidió «ilusión,» unidad «y» cambio sin miedo «para gobernar y también llamó a sus principales rivales, Susana Díaz y Luis Ángel Hierro, a» trabajar por la unidad «. El alcalde de Sevilla tendió la mano a ambos, pero está convencido de que su candidatura está «ganando».

Espadas dirigió varios golpes al secretario general del PSOE andaluz, como cuando destacó el papel desempeñado por los más de 480 alcaldes socialistas andaluces y los casi 1.400 concejales. Espadas dijo que los concejales están a pie de carretera y son los que trabajan por «el cambio desde la proximidad, no desde las televisiones o los artículos de prensa». Para Espadas, el trabajo de los alcaldes puede ser fundamental para recuperar la confianza de los andaluces: «No se trata de saludar a los alcaldes, sino de crear sinergias y trabajar con ellos, lo que no se ha hecho», ha dicho.

Espadas eligió Granada para su debut oficial. Según las personas que lo rodean, su condición de alcalde de Sevilla, un cargo que dejará si gana las primarias cuando el presidente Juan Manuel Moreno lidere las elecciones, podría ser un inconveniente dadas las localidades fuertes que aún existen en Andalucía. Esta situación es relativa: los cinco presidentes socialistas de la junta están cortados del mismo esquema biográfico: residen en Sevilla donde cursaron la misma carrera (Jurisprudencia).

El candidato advirtió a sus seguidores que no descuidará su responsabilidad como alcalde de Sevilla y pidió superar «diferencias agrarias y comparativas». También exigió que dejen de usar insultos durante la campaña interna. “Somos socialistas. Ni Pepe, Juan ni Mariquita. No nos hagamos daño ”.

La actuación de los Swords en Granada, donde se mantuvieron las distancias de seguridad, no fue improvisada. Los organizadores querían tener alcaldes, diputados, senadores y oficinas orgánicas de todas las provincias; se les pidió que no fueran más de 35 por grupo provincial. Aunque Espadas carece de raíces orgánicas y no es una persona que, como Díaz, pueda presumir de saber lo que ocurre en los grupos socialistas desde Pulpí (Almería) hasta Ayamonte (Huelva), se ha rodeado de gente curtida en batallas internas. Además de los secretarios generales provinciales, Espadas cuenta con antiguos colaboradores muy cercanos del secretario general como exportador en el parlamento andaluz y portavoz del director federal, Mario Jiménez -aparentemente en la sombra- o del ex portavoz de la Junta de Andalucía y exministro. de Cultura, Miguel Ángel Vázquez. También eligió como coordinadora de su campaña a la parlamentaria andaluza por Jaén Ángeles Férriz, con la que colabora desde hace más de un año.