Estas son las 12 vacunas covid-19 que se están investigando en España



Ahora estás al día con Alicantur Noticias

España tiene un docena de proyectos de investigación en busca de vacunas de segunda, tercera y cuarta generación contra el covid-19. Los laboratorios de todo el país continúan buscando fórmulas cada vez más mejoradas para hacer frente a esta pandemia y las que vendrán. Se buscan nuevos enfoques, pero también nuevos formatos. Como medicamentos o parches intranasales. Su futuro, argumentan los expertos, depende de cuánto se invierta en ellos.

La Organización Mundial de la Salud estima que hay cientos de prototipos de vacunas covid-19 en todo el mundo que se están probando en laboratorios. Estos son los 12 proyectos actualmente en estudio en España.

Vacuna del Laboratorio Experto en Coronavirus del CSIC

Laboratorio: Laboratorio de Coronavirus del Centro Nacional de Biotecnología (CNB-CSIC)

Investigadores líderes: Luis Enjuanes

Descripción: Esta vacuna experimental se basa en la vacuna contra la viruela. Utiliza el mismo virus atenuado (vaccinia) y agrega fragmentos del pico del coronavirus SARS-CoV-2 para provocar una respuesta inmune.

Tour del proyecto: Los estudios comenzaron en enero de 2020, poco después de la publicación de la primera secuencia genética del coronavirus. Esta vacuna experimental ya ha sido probada en varios modelos animales. En ratones y hámsteres mostró una efectividad del 100%. Las pruebas de macacos terminarán en breve. El laboratorio ya ha enviado datos de seguridad y eficacia a la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS). Mientras tanto, también está en contacto con una empresa española para producir un lote de vacunas para iniciar las primeras etapas clínicas en humanos.

Vacuna intranasal y de dosis única

Laboratorio: Centro Nacional de Biotecnología del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC)

Investigadores principales: Mariano Esteban

Descripción: Este prototipo de vacuna se basa en una versión inofensiva del coronavirus SARS-CoV-2, creado por manipulación genética del virus. Esta fórmula incorpora un ARN autoamplificado, que puede multiplicarse por 5.000 en el organismo, generando así una respuesta inmunitaria. Los investigadores ya han forjado un prototipo de una vacuna intranasal de dosis única.

Tour del proyecto: El laboratorio, que había trabajado anteriormente en vacunas de virus respiratorios como MERS, ya acuñó el ‘corazón’ de la vacuna contra el coronavirus, pero continúa trabajando en la fórmula. Queda por definir qué ‘envoltorio’ se adapta mejor a esta fórmula. El fármaco se está probando en ratones y pronto se probará en otros modelos animales. Se estima que el proyecto tardará el resto del año en iniciar los estudios preclínicos. Con suerte, las pruebas en humanos comenzarán el próximo año.

Vacuna inyectada, intranasal o parche

Laboratorio: Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC)

Investigadores principales: Vicente Larraga

Descripción: Este fármaco experimental se basa en un vehículo de ADN sintético que «imita» el mecanismo de un coronavirus SARS-CoV-2 para entrar en la célula y hacer que sintetice la proteína de pico; el antígeno que desencadena la respuesta inmune. Los científicos están trabajando en una fórmula intramuscular (como las vacunas convencionales), otra intranasal y otra que iría intradérmicamente (en forma de parche).

Tour del proyecto: El laboratorio, que ya había desarrollado una vacuna contra la leishmaniasis canina, inició este proyecto entre marzo y abril de 2020. La efectividad de la fórmula en ratones humanizados ya se ha incrementado. Se espera que la fase preclínica finalice este verano y los estudios en humanos comenzarán un poco más tarde. Es de esperar que la fase clínica concluya entre finales de año y principios del próximo.

Ensayos clínicos en agosto

Laboratorio: Ipra

Investigadores principales: Lorna Leal, del Hospital Clínic / Idibaps de Barcelona y Rafael Ramos, del Hospital Josep Trueta / Instituto de Investigación de Girona.

Descripción: El laboratorio tiene dos proyectos en curso; una vacuna a base de una proteína recombinante y otra, en colaboración con el Hospital Clínic, a base de ARNm de coronavirus. El proyecto está liderado por investigadores en salud animal con amplia experiencia en el trabajo con el coronavirus. La compañía estima que puede producir hasta 400 millones de dosis para 2022 y alrededor de 1.200 millones para 2023.

Ruta de búsqueda: La empresa ha conseguido ampliar el espectro de protección de su vacuna para abordar todas las variantes actualmente existentes gracias a la versatilidad de la plataforma de proteínas recombinantes. Fuentes de Hipra confirman a este diario que, con el aval de los buenos resultados preclínicos, la empresa se prepara para comenzar a realizar pruebas en voluntarios en agosto.

Una perforación «desde la parte inferior del gabinete»

Laboratorio: Instituto de Investigación Germans Trias i Pujol – IGTP e Instituto Universitario de Investigación en Atención Primaria de Salud Jordi Gol y Gurina (IDIAPJGol)

Investigadores principales: Pere Joan Cardona y Luis Ruiz Ávila (IGTP) y Waldo Belloso, del Istituto Universitario Hospital Italiano.

Descripción: Esta vacuna, originalmente diseñada contra la tuberculosis, no se basa en la idea de generar antígenos específicos contra el coronavirus. Su objetivo es mejorar la «inmunidad innata entrenada» para que los pacientes puedan afrontar mejor este virus (y sus mutaciones) o cualquier otro patógeno que pueda surgir. “Esta vacuna podría convertirse en una útil ‘puñalada’ contra todo tipo de virus”, resumió Pere Joan Cardona, creador de esta fórmula, en declaraciones a esta revista.

Estado del proyecto: La fórmula original, diseñada contra la tuberculosis, fue validada hace años en estudios preclínicos. El estudio de su eficacia contra el covid-19, por tanto, comenzó con una cierta ventaja. Actualmente, esta vacuna se está probando en la Fase 2 en un grupo de 300 profesionales de la salud en Argentina.

De la computadora al laboratorio

Laboratorio: Barcelona Centro de Supercomputación, Instituto de Investigación y Tecnología Agroalimentaria (IRTA), IrsiCaixa, Grífols

Investigadores principales: Víctor Gullar (BSC-CNS), Júlia Vergara Alert y Quim Segalés (IRTA-CRESA), Julià Blanco, Núria Izquierdo y Jorge Carrillo (IrsiCaixa)

Descripción: Este proyecto forma parte de un consorcio multidisciplinar entre varios centros de investigación. La filosofía es que la investigación de vacunas comienza en la supercomputadora, donde se busca la fórmula más prometedora. El compuesto se fabrica en Irisicaixa y se prueba en los laboratorios del IRTA. El resultado final es una inmunización que utiliza la proteína S del coronavirus para inducir la respuesta inmune.

Estado del proyecto: El compuesto ya se ha probado en ratones y hámsteres. Las pruebas preclínicas indican un buen resultado. También se está investigando si el compuesto funciona contra variantes emergentes del coronavirus.

Un aguijón de por vida

Laboratorio: Instituto de Investigaciones Biomédicas August Pi i Sunyer (IDIBAPS), en colaboración con tres centros catalanes, uno en Madrid y otro en Galicia

Investigadores principales: Felipe García y Montserrat Plana

Descripción: El proyecto propone diseñar una vacuna inmunogénica contra el coronavirus SARS-CoV-2. Los investigadores están trabajando en una fórmula para el ARN mensajero. El objetivo es lograr una respuesta celular de largo alcance que proporcione inmunidad de por vida.

Estado del proyecto: Los investigadores diseñaron varias secuencias inmunogénicas y las probaron tanto en cultivos celulares como en modelos animales. Continúan las investigaciones sobre qué nanopartículas funcionan mejor para encapsular la fórmula. Tan pronto como se encuentre la composición ideal, podría comenzar la producción de los primeros lotes de la vacuna, que luego se probarán en experimentos adicionales.

Laboratorio: Instituto de Química de Sarrià (IQS) y Universidad Ramón Llull (URLl)

Investigadores principales: Cristina Fornaguera i Puigvert y Salvador Borrós i Gómez

Descripción: Esta vacuna experimental se basa en ARN mensajero, pero a diferencia de otras fórmulas comerciales, utiliza un polímero (y no un lípido) para encapsular el antígeno. Este cambio facilitaría el manejo de la vacuna que las ya aprobadas.

Estado del proyecto: El compuesto ya se ha probado in vitro y en ratones. Las pruebas comenzarán poco antes de la fase reguladora. El laboratorio está en contacto con varias empresas para la realización de estudios clínicos.

Laboratorio: Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agrícola y Alimentaria

Investigadores principales: Rafael Blasco Lozano

Descripción: Este prototipo también se basa en la vacuna contra la viruela. Usa virus vaccinia recombinantes que «expresan simultáneamente dos antígenos de dos loci separados en el genoma, sin inactivar ningún gen del virus que pueda atenuar la respuesta». El proyecto investiga cómo mejorar la respuesta de las células T.

Estado de la investigación: Preclínico.

Con celdas reprogramadas

Laboratorio: Universidad de Santiago de Compostela y Centro de Investigación Singular en Química Biológica y Materiales Moleculares (CiQUS)

Investigadores principales: José M. Martínez Costas y Javier Montenegro

Descripción: Esta vacuna se basa en una nueva metodología que permite programar células de cualquier tipo para construir nanoesferas de proteínas y estas, a su vez, se pueden utilizar para encapsular otros tipos de proteínas, como los genes de pico de coronavirus. Los investigadores están trabajando en un prototipo intranasal e intramuscular. También se está estudiando otro prototipo de vacuna basado en el «reovirus de aves» diseñado para «ensamblar partículas esféricas en las que se aloja el virus dentro de la célula».

Estado de la investigación: Las vacunas aún se encuentran en la etapa preclínica. Los investigadores planean probarlos en ratones.

Inspirado en la vacuna contra la tuberculosis

Laboratorio: Universidad de Zaragoza

Investigadores principales: Carlos Martín Montañés

Descripción: El proyecto explora una posible modificación de una vacuna en desarrollo contra la tuberculosis, denominada MTBVAC, fabricada íntegramente en España. El objetivo es investigar si esta fórmula también puede ser eficaz contra el coronavirus SARS-CoV-2.

Estado del proyecto: Fase preclínica.

Laboratorio: Navarrabiomed

Investigadores principales: David Escors Murugarren y Grazyna Kochan

Descripción: El laboratorio tiene dos proyectos en curso. Uno basado en lentivirus, un patógeno desarrollado a partir de muestras inofensivas del VIH, al que se añaden proteínas de coronavirus. El otro usa células derivadas del ovario de hámster chino (CHO) y agrega fragmentos de proteínas estructurales del coronavirus.

Estado del proyecto: Fase preclínica.

Noticias relacionadas

Estos son los principales proyectos en marcha, pero no los únicos. Según el sitio web del Ministerio de Ciencia, hay otras empresas con proyectos en curso. Este es el caso, por ejemplo, de CZ Veterinaria SA, Alternative Gene Expression SL, Biofabri y Biralgen Vector Core. Aún no se ha publicado información sobre estos proyectos o el estado de sus investigaciones.

Contexto:

La información recopilada en este informe se obtuvo a través de diversas fuentes de información. Como los proyectos de investigación en curso no necesitan ser notificados al Ministerio de Salud en sus primeras etapas de investigación, solo se recopilaron estudios de perfil público. Ya sea por su visibilidad mediática o porque se encuentran entre los beneficiarios de becas y ayudas públicas. Este periódico ha recogido los proyectos ganadores en convocatoria de propuestas para el Instituto Carlos IIYo, además de iniciativas preparadas por el Ministerio de Ciencia y el Asociación Española de Pediatría (AEP). Esta información, a su vez, se comparó con una docena de investigadores involucrados en estos estudios. En los casos en que no fue posible contactar con el equipo científico, se transfirieron los datos publicados por los mismos laboratorios.

.