González González, el mismo árbitro del VAR ha visto cosas distintas en dos manos parecidas



Comparte esta noticia de Alicantur Noticias

Actualizado:

El tema de las manos está llegando a un límite en la liga, porque ni los propios árbitros acaban de entender la regla. Al menos, no siempre lo aplican con el mismo criterio, ni siquiera en el caso del mismo árbitro y el mismo escenario. Es el caso de José Luis González González, responsable del VAR en los partidos Real Madrid-Betis en la jornada 32, Atlético-Real Madrid, en la jornada 26 y Real Madrid-Sevilla en la jornada 35, en los que utilizó distintos criterios para asesorar al árbitro.

Entonces, cuando los blancos se enfrentaron al Betis, una mano de Emerson tras un disparo de Casemiro no fue apreciada como penalti ni por parte del árbitro del partido (Estrada Fernández) ni de González González quien entonces no entendió que la acción en la que el zaguero verdiblanco había extendido el brazo de forma antinatural era ilegal. Está bien, josé luis.

Ayer, en el partido que clausuró el partido dominical de Liga, el árbitro asistente del VAR avisó a Martínez Munuera de su presunto error. Una capa de Militao, que también tenía el brazo extendido y que el balón golpea en su mano después de tocarle la espalda. Acción lamentable para el brasileño, que miraba desde el lado contrario de donde venía el balón. En cualquier caso, la voluntariedad no es algo que, a priori, deba tenerse en cuenta a la hora de evaluar estas acciones. El caso es que José Luis tuvo ayer los reflejos para avisar a su compañero. Cosas de la vida. Está bien, José Luis.

Se desencadenó el pináculo de la mala suerte González González, también responsable del VAR en el derbi ante el AtléticoSí, consideró oportuno advertir al árbitro de su error en una de las manos de Felipe. Ese día, lúcido y rápido, contó en el campo con la ayuda de Hernández Hernández, que tras ver la acción le agradeció. Gracias, pero no. Sorprendente decisión, porque muy pocas veces (ninguna en su caso hasta entonces) un árbitro de campo decide no seguir los consejos de la sala del VAR. Está bien, José Luis.

La mano de Felipe, la jornada del derbi que acabó en empate
La mano de Felipe, la jornada del derbi que acabó en empate

Hay coincidencias en la vida, pero en el Real Madrid dejan de creerlo. Hay rabia en el club y en el vestuario. Tanto es así que tras el duelo ante el Sevilla Zidane fue protagonista de una acción inusual, charlando con el árbitro al final del partido para ver si podía dar una explicación de lo sucedido. «Estoy muy enojado. Tienen que explicarme la regla de las manos en los penaltis», dijo el francés, molesto no tanto por la acción de ayer, sino por el cambio de criterio en cada partido.

De hecho, también sucedió a principios de la temporada pasada, cuando Modric vio una roja inexplicable por un pisoteo involuntario en el talón de un rival. Entonces, se dijo que esas acciones siempre serían rojas, pero no sucedió nuevamente. Se cambió el criterio y el croata fue la única víctima. Él y el Real Madrid, por supuesto. Está bien, José Luis.

Míralos
Comentarios

.