Grifols advierte que faltará plasma si no se modifica la ley de pago a los donantes



Comparte esta noticia de Alicantur Noticias

los empresa multinacional de hemoderivados Grifols lo afirmó cambiar la legislación para poder pagar las donaciones de plasma y así lograr un incremento en su oferta para atender las nuevas necesidades que plantea la pandemia coronavirus: las donaciones se han reducido, por miedo a que muchos donantes vayan a los centros al mismo tiempo la demanda de plasma ha aumentado, especialmente para convalecientes, que se utiliza como tratamiento para los enfermos.

El presidente de la empresa, Víctor Grifols Roura, lo recordó en este momento El 75% del plasma utilizado en el mundo proviene de Estados Unidos.Por tanto, a pesar de la disminución de donaciones y nuevos usos, este país será autosuficiente. Canadá también ha puesto en marcha una estrategia para ello, en la que participará Grifols, que compró una planta en Montreal por 370 millones de dólares.



China también ha iniciado una estrategia para incrementar las donaciones, en la que participa la alianza de Grifols con Shanghai RAAS. En Europa, sin embargo, advirtió que las donaciones se pagan solo en Alemania, República Checa y Eslovaquia, por lo que el resto de países «serán los más afectados por la escasez de plasma».


Importar

El 75% del plasma utilizado en el mundo proviene de Estados Unidos.

La solicitud de Grifols coincide con la Semana Internacional del Plasma impulsada por la Plasma Protein Therapeutics Association (PPTA), la asociación de empresarios del sector, que también ha pedido un cambio legislativo en Europa, para garantizar el suministro de plasma.

Los directores generales, Raimon Grífols y Victor Grífols Deu, explicaron en Junta de accionistas, que este año se ha celebrado prácticamente, que la empresa ha conseguido mantener su actividad productiva durante estos meses, pero la pandemia ha supuesto un aumento de los costes de 200 millones de euros, debido a la disminución de las donaciones de plasma.

Raimon Grífols y Victor Grífols Deu, consejero delegado de Grifols

Raimon Grífols y Victor Grífols Deu, consejero delegado de Grifols (ARCHIVO)




La compañía ha implementado ajustes de costes por valor de 100 millones de euros, pero finalmente ha visto reducido su beneficio neto en 155 millones de euros en los últimos doce meses. Ahora, explicaron, las donaciones de plasma se han normalizado y en 2021 se espera que sean un 30% más altas que en 2020.


Inversiones

Las inversiones en investigación y desarrollo alcanzan los 474 millones gracias a la compra de Alkahest

Grifols ha lanzado su inversiones en investigación y desarrollo, hasta el 474 millones de euros, por efecto de la compra Alkahest (en el que invirtió 146 millones). La empresa ha estado invirtiendo en los últimos doce meses 310 millones en su actividad investigadora interna y 18 millones en el realizado a través de sociedades participadas. Tanto es así que en los últimos cinco años las inversiones científicas han alcanzado los 1.700 millones de euros.

Estas inversiones se unen al inversiones en plantas de producción, que en el último año han alcanzado los 326 millones de euros, y representan 1,450 millones en los últimos cinco años.

La empresa también ha logrado refinanciar su deuda de 5.800 millones de euros, ampliando su vencimiento y bajando el tipo de interés, lo que le permitirá ahorrar 85 millones al año en costes financieros. Ahora, la empresa tiene 1.900 millones de euros de liquidez.




Cita

James Costos, ex embajador de Estados Unidos en España, se une al consejo

Grifols tenía aprox. facturación de 5.099 millones de euros, que creció un 13,6%, mientras que el beneficio neto aumentó un 4,8% hasta los 625 millones de euros. la empresa lo explicó emplea a 24.000 trabajadores, Un 13% más que el año pasado, de 80 nacionalidades y con un 80% de participación de mujeres. Según su valoración, el empleo indirecto que genera la actividad del grupo es de otras 124.000 personas, la mayoría en Estados Unidos, donde se centra su actividad de recogida de plasma.

James Costos, en un archivo de imagen

James Costos, en un archivo de imagen (Dani Duch)

El consejo también aprobó la renovación del consejo de administración, al que se adhiere James Costos, ex embajador de Estados Unidos en España durante la presidencia de Barack Obama. La empresa también aprobó el premio 250 millones de euros de dividendos con cargo a los resultados de 2019, con lo que Grifols seguirá destinando el 40% del beneficio neto a la retribución de sus accionistas. El grupo ha distribuido más de 1.200 millones de euros en dividendos a sus accionistas durante los últimos 5 años.