Impactante audio de una argentina de 18 años pidiendo ayuda antes de morir degollada por su exnovio



Ahora estás al día con Alicantur Noticias

Actualizado

Luego de siete meses de amenazas y agresiones, denunció a su expareja, quien era policía, pero no recibió ayuda.

rsula Bahillo, asesinada por su exnovio después de meses de pedir ayuda.
rsula Bahillo, asesinada por su exnovio después de meses de pedir ayuda.REDES SOCIALES

rsula bahillo Fue encontrado sin vida la noche del lunes en una zona rural del municipio de Buenos Aires. rojo, luego de recibir varias puñaladas y sufrir un corte en el cuello, según reveló la autopsia. Por el feminicidio fue detenido Matas Ezequiel Martínez, De 25 años, y un policía bonaerense, quien tenía antecedentes psiquiátricos y había sido denunciado en múltiples ocasiones por violencia de género y amenazas, según fuentes judiciales.

Según la madre de la víctima, Patricia nassuttiEl 9 de enero, la familia había presentado la primera denuncia contra Martínez y luego el exnovio de rsula rompió la restricción de acercamiento. La madre criticó las acciones de los alguaciles y policías: «No recibimos ningún apoyo de nadie», dijo a Canal 13.

Nassutti dijo que Úrsula había acumulado siete meses de amenazas. Tras su asesinato, se revelaron a los medios de comunicación varios audios y charlas de la víctima en los que advertían del miedo que sentía por Martínez. El fiscal del caso, Sergio TerrnEn declaraciones al canal TN, reconoció que la justicia «funcionó mal» y que «faltan más herramientas» para prevenir la violencia de género.

«No estoy dando más, hombre, no estoy dando más. Te juro que estoy muy triste». Tras su muerte, trascendieron varios audios que envió a sus amigos pidiendo ayuda. «Amigo, me dijo que me iba a matar», se escucha en el audio una rsula desesperada. «Quiero salir de aquí, amigo, tengo mucho miedo».

Sin protección

Este caso causa indignación en la sociedad argentina por la falta de respuesta de las autoridades judiciales, que no han brindado protección a la joven a pesar de la serie de denuncias que había presentado contra su expareja, un policía de Buenos Aires. En el comunicado publicado en la red social Instagram, el movimiento feminista argentino Ni uno menos Señala que llama a una demostración «Para rsula y para todos» y pregunta «¡Basta de justicia patriarcal!» Y «¡Basta de represión policial!». Explica que «uno de cada cinco feminicidios en nuestro país es cometido por miembros de las fuerzas de seguridad», pero que «la violencia de género no es motivo de exención: se tapan, se protegen, fortalecen su pacto empresarial».

“La burocracia del Estado y de la justicia no se toma en serio el riesgo denunciado una y otra vez al evaluar la peligrosidad del agresor si ya ha tenido otros episodios de violencia”, dice.

El movimiento, que comenzó a marchar en 2015 contra la violencia machista, considera que la necesidad de convocatoria, de denuncia, surge en todo el país, por lo que exige una concentración en los juzgados de la ciudad de Buenos Aires y en todos los tribunales de Argentina. Porque destaca que «en el caso de rsula le han dado libertad institucional al feminicidio. La justicia es responsable».

Indignación popular

El llamamiento por Ni Una Menos surge tras varias manifestaciones en Rojas, donde una marcha de la población hacia la comisaría local ha provocado disturbios. Mientras tanto, decenas de personas han participado en su estela. Por su parte, el grupo de Familiares que sobrevivieron al feminicidio se reunió el miércoles pasado en la Plaza de Mayo de Buenos Aires para criticar el funcionamiento de la justicia argentina en este tipo de delitos, por la ausencia de protocolos efectivos y una «perspectiva de género».

En Argentina el Ley Micaela (que prevé la formación obligatoria en materia de género), que debe ser aplicada por cada provincia. En este sentido, la ministra de Mujer, Género y Diversidad, Elisabetta Gmez Alcorta, dijo a los medios que «el caso de la rsula es la regla, no la excepción» y denunció que el poder judicial no tiene perspectiva de género. El presidente del país, Alberto Fernández, dijo que «hay que acabar definitivamente con estos hechos en Argentina. Debemos ser inflexibles con los autores de estos casos». Según datos de Observatorio Luca Prez, un total de 46 personas han muerto como víctimas de la violencia machista en lo que va de año en Argentina, incluida rsula.

.