Italia deja a Sánchez solo con su hacha fiscal al coche



La actualidad en Alicantur Noticias

Actualizado:

España se queda sola en la subida del impuesto de matriculación de vehículos nuevos desde enero. El gobierno italiano ha modificado el impuesto de matriculación para evitar un aumento en el precio de los vehículos nuevos cuando entre en vigor la nueva normativa europea sobre emisiones WLTP. Al ser más estrictos, muchos modelos que actualmente no pagan esta tarifa deberán contratarlo, ya que está vinculado al nivel de sus emisiones.

Según informaron a Europa Press fuentes de la industria, el ejecutivo italiano ha decidido aumentar los tramos de este impuesto en un 20% aproximadamente, de forma que a partir del próximo año los vehículos vendidos en el país transalpino emitan entre 191 y 210 gramos. de dióxido de carbono (CO2) pagará 1.100 euros de impuesto, mientras que con la normativa NEDC esta cantidad la han pagado los modelos con entre 161 y 175 gramos de CO2 por kilómetro recorrido.

El segundo tramo, penalizado con 1.600 euros, lo pagarán vehículos con entre 211 y 240 gramos de CO2. Además, a partir del 1 de enero, los italianos pagarán 2.000 euros si eligen un coche que emite entre 241 y 290 gramos, y si supera estas emisiones, tendrán que pagar 2.500 euros.

Las mismas fuentes explicaron que esta medida se articulará mediante una enmienda a los presupuestos italianos para 2021. Con él, Italia se suma a otros países como Francia y Portugal, que han optado por neutralizar la entrada en vigor de la legislación WLTP, para evitar un incremento en el precio de los vehículos, como también solicita el sector de la automoción español. Otros países, como Alemania, carecen directamente de este impuesto, por lo que las nuevas pruebas no tendrán un impacto directo en los bolsillos de los compradores.

En una conferencia de prensa conjunta el viernes, las asociaciones de fabricantes de vehículos y componentes, Anfac y Sernauto, y de distribución y marketing automotriz, Faconauto y Ganvam, insistieron en la importancia de que el gobierno cambie las secciones del impuesto de matriculación para el 2021, ya que, de lo contrario, el precio de los vehículos aumentará de media en unos 800 euros, según ha anunciado Alicantur Noticias.

En este sentido, Faconauto aseguró que, de no modificarse esta tasa, los concesionarios perderán hasta 18.000 puestos de trabajo el próximo año, debido a que dejarán de vender alrededor de 110.000 vehículos. La industria también ha advertido que el incremento implica enviar un mensaje muy negativo a la sede de los fabricantes (ubicada fuera de nuestras fronteras, en un momento en el que se está decidiendo la adjudicación de nuevos modelos.

Míralos
Comentarios

.