La disidente cubana Rosa María Payá ante PSOE y Podemos para pedir sanciones a Díaz-Canel



Ahora estás al día con Alicantur Noticias

el cubano Rosa María Payá denunció este martes la represión que vive Cuba tras las protestas del pasado mes de julio y pidió sanciones contra la Unión Europea, además de cortar el diálogo con La Habana, advirtiendo que si no interviene, «llegará al régimen».

En una rueda de prensa del Parlamento Europeo donde recibió la apoyo de PP, Ciudadanos y Vox, el presidente de Cuba Decide condenó la respuesta de La Habana a las protestas ciudadanas y la persecución de la disidencia. Payá aseguró que Cuba está «militarizada» y más de 400 personas han sido detenidas y torturadas tras las manifestaciones.

La hija del historiador disidente Oswaldo Payá instó al bloque europeo a apoyar al pueblo cubano activando la mecanismo de sanciones, suspensión del diálogo político y cooperación con La Habana y asegurar que los fondos no vayan al régimen.

«No actuar ahora mismo significa acercarse al régimen y ser parte de la represión», advirtió la oposición cubana, al tiempo que pidió el apoyo de la UE para derribar el «Muro de Berlín» en la isla y avanzar hacia la democracia.

Soporte PP, Cs y Vox

Esta cirugía fue apoyado por los eurodiputados Leopoldo López (PÁGINAS), José Ramón Bauzá (Cs) y Hermann Tertsch (Vox), quien reiteró la declaración aprobada en septiembre en el Parlamento Europeo pidiendo a la UE que aplique sanciones por violaciones a los derechos humanos y cese el diálogo con la isla, citando la cláusula democrática.

La declaración conjunta también se centró en el Alto Representante de la UE para Política Exterior, Josep Borrell, al que los partidos de derecha acusan de inacción hacia Cuba y le piden que «condene enérgicamente la constante represión de las autoridades cubanas».

Además, el eurodiputado del PP dijo que la declaración defiende valores de la UE como el Respeto a los derechos humanos e insistió en que el Parlamento Europeo estará atento y vigilante en la denuncia de casos como el de Cuba. «Los presos políticos de Cuba deben estar seguros de que no los dejarán solos», dijo López.

Bauzá insistió en que la UE tiene una «responsabilidad moral» en Cuba y lamentó que el diálogo político y la cooperación con la isla se utilizaran como «herramienta de chantaje«del régimen» Miguel Díaz-Canel. «Si Europa no suspende el acuerdo, enviará el mensaje contrario, que un régimen puede aprovechar la buena voluntad de los europeos», advirtió.

Por su parte, Tertsch criticó que la UE tolerara una «herida abierta» hace 63 años en Cuba, con el triunfo de la revolución cubana, y denunció que Cuba amenaza a su población con «a Tiananmen», refiriéndose a la masacre de estudiantes en las protestas pacíficas en China en 1989, debido a la prohibición por parte de las autoridades de la isla de nuevos llamamientos en noviembre.

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *