La startup que brinda oxígeno financiero a las empresas tecnológicas



Las mejores noticias en Alicantur Noticias

MADRID

Actualizado:

Ayuda y financiación de empresas de Software como Servicios -SAAS- (empresas que ofrecen un servicio tecnológico, generalmente por suscripción) para que sigan creciendo y tengan capital de trabajo mientras reciben pagos de sus clientes. Es el principal objetivo de Capchase, una startup española nacida a mediados de 2020 entre cuatro ex colaboradores y que logró aterrizar en Silicon Valley en medio de una pandemia, recaudando una ronda de financiación de 60 millones de dólares (casi 50 millones de euros).

Fue en julio de 2020 cuando cerraron trato con su primer cliente y en agosto la primera inversión de $ 4,6 millones de la mano de los exadministradores de Paypal, Affirm, Google o Uber. Actualmente tienen menos de 100 clientes pero el crecimiento para 2021 es claro para ellos porque, como dice el director general de Capchase, Miguel Fernández Larrea, «tenemos nuevos clientes cada semana». Su expectativa, por lo tanto, es multiplicar los resultados por ocho o nueve en 2021.

Trabajan con empresas Saas porque lo ven como un modelo que está «creciendo mucho» generando ingresos «recurrentes» y que es «fácil de predecir». El único «gran defecto» de estas empresas, dice otro de los fundadores, Ignacio Moreno, la cosa es tienen la mayor parte de sus ingresos bloqueados para el futuro. Es allí, por tanto, donde opera una empresa española que gestiona la parte comercial desde Estados Unidos y la parte tecnológica desde diferentes ciudades como Madrid, Valencia, Barcelona, ​​Amsterdam o Praga gracias a un equipo de 20 trabajadores. Con esta solución, las empresas de tecnología pasan de tener que financiarse con préstamos externos a hacerlo con ingresos futuros, ya que Capchase espera que aceleren el crecimiento de este sector «dando acceso a capital no dilutivo de la forma más eficiente».

Pero, ¿cómo obtienen el dinero que adelantan a las empresas? Desde el primer momento, según Fernández y Moreno, fueron fusilados por endeudamiento para financiar empresas sin utilizar su capital. Hasta ahora lo han conseguido: «La deuda nos permite seguir creciendo a un ritmo muy rápido». Para anticipar los ingresos de una empresa, Capchase estudia la salud financiera de la entidad y la proyección de crecimiento que tiene. Por este motivo no trabajan con empresas de nueva creación. Después de estudiar la liquidez futura de la entidad, se determina cuánto dinero se puede prestar, por cuánto tiempo y a qué precio. Es un préstamo que el empresario puede negociar a medida que sus ingresos aumentan de mes a mes. En definitiva, oxígeno para intentar alcanzar las metas más altas.

Vacuna contra la incertidumbre

El boca a boca es la clave del negocio de Capchase. Y es que, anticipándose al dinero de las suscripciones, resultó un salvavidas para muchas empresas durante la crisis. Según sus fundadores, las empresas «olvidan cualquier incertidumbre sobre lo que pasará con la caja porque saben en todo momento cuánto pueden sacar de Capchase».

Míralos
Comentarios

.