Líder del PP en Almería: «Pon una moción de condena, si no la pones, serás cobardes»



El periódico digital de Alicantur Noticias

Gabriel Amat, alcalde de Roquetas de Mar, durante la asamblea general municipal.
Gabriel Amat, alcalde de Roquetas de Mar, durante la asamblea general municipal. / Europa Press

«Vaya a casa, señor Amat, vaya»; “Lo mejor que puedes hacer es disfrutar de tu jubilación y abrir nuevas ideas”; «Amat no puede continuar ni un minuto más bajo la dirección de nuestro Concejo Municipal: exigimos nuevamente nuestra renuncia a nuestro grupo». Formato diferente, pero mismo mensaje. Es así como los portavoces municipales de Vox, IU, Ciudadanos y PSOE exigieron desde 1995 al alcalde y líder del PP en Almería, Gabriel Amat, que presentara su dimisión por la financiación ilegal del partido en cuestión y la concentración de comisiones millonarias a técnicos. Políticos del gobierno municipal entre 2000 y 2010.

Esta mañana ha sido el primer pleno de esta mañana, ya que Hispano Almería destapó más de siete millones de denuncias de mordeduras en total por parte de la constructora y el titular del PP de Almería realizó declaraciones sobre la investigación. Udef. «Ponga una moción de censura, dígalo, si no lo hace, será un cobarde». Esta fue la respuesta de Amat después de dejar claro que no parecía ser investigado en ninguno de estos casos. «No necesito decir nada de lo que no me acusen», insistió.

La posición de Amat en el Ayuntamiento de Roquetas ya no es tan fuerte como antes. No ocupa el gobierno con mayoría absoluta por segundo mandato consecutivo. Once concejales lo hacen vulnerable, pero el veterano líder popular es un experto en resistencia. La oposición lleva 25 años trabajando en una moción de censura que la ha destituido del poder, pero hay que incorporar a los seis concejales del PSOE, dos de Cs e IU respectivamente, y uno de la formación extremaderecha. Al menos dos de los tres representantes del grupo de no afiliados: dos ex integrantes de Vox y alguien que abandonó la formación naranja. «No podemos ofrecer nada a menos que esté garantizado», recuerda Juan Pablo Yakubiuk, vocero de IU. «Me pediste que renunciara 50.000 veces y aún no lo has logrado, si lo logras no pasará nada, esto es democracia», continuó Amat, su defensa, y expuso el expediente de todos los casos que fue juzgado. anuncios de policía, política y medios de comunicación en los últimos años.

Pasa por la puerta grande

La consolidación del poder de Amat vino de su estrecha amistad con Javier Arenas, a quien conoció poco antes de que Roquetas asumiera la alcaldía en 1995. Una relación fraternal ―Amat era conocido como «hermano mayor». El líder del partido en Almería apoyó públicamente a Dolores de Cospedal frente a la candidata de Moreno y Arenas, Soraya, nicho de voto del partido en esta comunidad, que se rompió en las primarias del PP de 2018. Sáenz de Santamaría.

Aunque se planteó seriamente una renovación bajo el liderazgo del PP de Almería en 2017, Amat volvió a presentarse al congreso provincial y sigue ejerciendo como presidente de la junta electoral del partido en Andalucía, encargada de aprobar las candidaturas. «Tiene ahora 76 años y su intención de salir por la puerta grande y ser agradecido por los servicios prestados», explica un ex miembro del PP-A.

La transformación y crecimiento de Roquetas estuvo ligada a la venta de terrenos por parte de la familia del alcalde; esta es una sombra que acompaña a su gobierno pero que nunca ha sido objeto de censura judicial. El PSOE-A anunció que presentó una denuncia penal contra todas las personas físicas y jurídicas implicadas en la investigación de la Udef, incluida Amat, como responsable de las mesas de contratación donde se firmaron 62 contratos sospechosos.