Margarita del Val: «Espera ocho semanas y el riesgo será mucho menor»



Las mejores noticias en Alicantur Noticias

En el primer episodio de la entrevista que Margarita del Val Concedido a Libertad digital, el virólogo de Centro de Biología Molecular Severo Ochoa (CBMSO-CSIC) habló alto y claro sobre las últimas controversias relacionadas con AstraZeneca y advirtió que las decisiones gubernamentales «no se basan en evidencia científica».

Además, Del Val insinuó una pizca de optimismo entre la prudencia que suele caracterizarla al enfatizar que no cree que nosotros vacunarse todos los años contra el coronavirus. En esta segunda parte del discurso, el inmunólogo fija una fecha para el inicio del fin de esta pandemia, algo que el gobierno de Pedro sanchez Lo hizo con regularidad a lo largo de este año, pero nunca tuvo el valor de hacerlo.

Estamos empezando a hablar de la cuarta oleada, pero ahora mismo que, con buen tiempo, la gente se concentra cada vez más en la calle … ¿No deberían reducirse las infecciones?

Depende del conjunto de medidas. Una sola medida no es suficiente. Está claro que el aire libre es un excelente aliado, pero también al aire libre, si no tienes máscaras, si no respetas la distancia de seguridad, los aerosoles se transmiten incluso a corta distancia. Es como si alguien estuviera fumando y exhalando humo muy cerca de nosotros, medio metro o un metro, nos llegaría mucho más que si fuéramos un par de metros o tres. Por eso nos toca a nosotros respetar el conjunto de medidas. Además, en esta ecuación hay que poner una realidad y una percepción. La realidad es que muchos millones de personas de alto riesgo en España todavía tienen que vacunarse: varios millones que tienen más de 80 años y aún no están vacunados, más de 70, más de 65, personas con diabetes tipo 2, enfermedades cardiovasculares, enfermedades renales. contrasta con la percepción de quienes creen que, teniendo ya una vacuna, ésta ya es fantástica y ya se puede llevar una vida normal. Depende de lo que predomine, habrá más o menos casos.

Una última percepción que no es real …

Lo que sí está claro es que las personas vacunadas están protegidas por sí mismas, porque es algo que ya hemos visto nada más empezar la vacunación en las residencias, que ha bajado el número de muertes en 80 años. Sin embargo, sabemos que pueden infectarse, porque estamos viendo brotes importantes en las residencias. Y por peces gordos me refiero a 7 personas, 8 personas, 18 personas, 22 personas …

Asturias, por ejemplo, está investigando un brote en una residencia de ancianos con todos los ancianos vacunados con las dos dosis …

Las personas vacunadas están protegidas de la muerte porque el número de muertes entre los 50+ está disminuyendo selectivamente. En las residencias, incluso cuando hay brotes, y tengo 5 o 6 localizados, la gente generalmente no tiene síntomas o los tiene leves. Los positivos generalmente se detectan mediante PCR de rutina o pruebas de antígenos. Hay ocasiones en las que hay alguien que necesita ser hospitalizado, pero es muy raro y hay que recordar que esa persona sin la vacuna pudo haber tenido una suerte aún peor. Sin embargo, esto demuestra que las personas vacunadas, al menos las residentes, pueden infectarse fácilmente y no sabemos cuánto infectan, porque estudiar cuánto infectan es muy difícil. Cuando hay 22 positivos en una residencia, por ejemplo, no sabemos si una sola persona pudo infectar a 22 o comenzó a infectar a 4 o 5 y estos a su vez infectaron a sus contactos más cercanos. Por tanto, sabemos positivamente que las personas vacunadas están protegidas del sufrimiento, sin ninguna duda. Sabemos positivamente que las personas vacunadas, sin embargo, pueden infectarse, sin lugar a dudas. ¿Cuánto cuesta? Todavía lo dudamos. Y no sabemos, pero sospechamos, que las personas vacunadas pueden infectar a otras.

De ahí el problema que puede plantear una seguridad excesiva …

Sí, este es el problema de percepción que mencioné anteriormente. No es normal, pero las personas muy mayores tienen hijos en edad madura, que acumulan enfermedades crónicas y, una vez vacunados, pueden llenarse de alegría de poder abrazar y besar a sus hijos o nietos y tal vez así sea. poniéndolos en grave riesgo. O viceversa. Jóvenes profesores, policías, bomberos o dentistas que ya los han vacunado cuando son jóvenes por pertenecer a grupos imprescindibles y que pueden tener padres en sus 60 o 70 años que no han recibido la vacuna y pueden pensar que son muy seguros y se los están poniendo. en riesgo. De ahí que sea importante tener muy claro que las personas vacunadas pueden ser contagiosas, así que por favor, nos limitaremos mientras existan grupos de riesgo. Si llegan las vacunas prometedoras, necesitamos abril y mayo de contención en ambos lados, conciencia en ambos lados. Que las personas en riesgo sigan conteniéndose y resistiendo, y que todos sigamos cumpliendo las medidas ahora que están a punto de escapar. Es decir, no caemos en el hecho de que la abuela quiere ver a los nietos. Espere hasta que lo vacunen y podrá verlos. No morirás en tres años sin ver a tus nietos, como se dijo el año pasado. Espera ocho semanas y podrás verlos con absoluta tranquilidad.

Cuando hablas de aguantar 8 semanas, entiendo que te refieres al tiempo estimado que se tarda en vacunar a los grupos más vulnerables, pero no al tiempo que le pones fin a esta pandemia …

No, pero en ocho semanas el riesgo será mucho menor. Sabemos que el 95% de las muertes en España, especialmente en la primera ola, que fue la más cuantificada, son mayores de 65 años. Si vacunáramos a todas estas personas y, además, a los menores de 65 años que son grupos identificados, quizás bajaríamos 100 veces el riesgo país. Por lo tanto, todos tendrán que tener cuidado con sus conocidos en riesgo, pero se moverá a una situación ligeramente diferente.

En ese caso, si llega una cuarta ola, no será del mismo tamaño que las anteriores …

Esa nueva ola ya está comenzando. Los casos ya van en aumento, con los fines de semana y las fluctuaciones de Semana Santa, hay datos que reportar, pero estamos en alza. Para mí, esto no es una duda. ¿Cómo será esta ola? Si respetamos a los más vulnerables durante estas ocho semanas, espero que esta ola sea similar a la del verano pasado, cuando se contagiaban principalmente jóvenes, la edad media rondaba los 40 y los hospitales estaban bastante vacíos. Esto se debía a que las personas mayores habían visto las orejas del lobo y estaban muertas de miedo y se habían retirado del contacto social. Ojalá sea lo mismo ahora, pero porque están vacunados. Todo depende del nivel de confianza y de cuánto tiempo aguantemos para que estas personas más vulnerables se vacunen.

.