Muguruza se lanza en Dubai



Comparte esta noticia de Alicantur Noticias

Muguruza se lanza en Dubai

Después de un largo viaje por el desierto, Garbiñe Muguruza Se encontró con un galardón que se le resistió desde el 9 de abril de 2019. Ese día triunfó en Monterrey, fecha de su último título, la última vez que había logrado cantar un bingo hasta que este sábado descorchó el champagne nuevamente. Estuvo en Dubai, tras vencer a Barbora Krejcikova en la final del emirato por 7-6 (8) y 6-3, en 2h 08m. Por fin ha llegado el trofeo y al mismo tiempo la culminación, porque el reinicio del año pasado aún no había ido acompañado de una alegría. Muguruza triunfó al final y, por supuesto, llegó a decir que aquí está, que volverá para todos y que corre por todo esta temporada.

El éxito en Dubai es la conciencia de ser uno de los tenistas del momento. Con el permiso de Naomi Osaka, que ganó el Abierto de Australia, es la jugadora más victoriosa del primer cuarto (18, por solo cuatro derrotas) y la que hoy marcó el ritmo. La japonesa le cerró el paso en la segunda ronda en Melbourne, donde falló con Ashleigh Barty en los preparativos previos a la gran australiana; y la semana pasada fue Petra Kvitova quien le negó la recompensa en la final de Doha. Muguruza, sin embargo, no se rindió y el giro radical que dio a principios del año pasado lo confirmó la revancha del sábado.

Llegó 704 días después esa mañana a México, nada que ver de una Garbiñe a otra. Desorientada entonces, las dudas le quedan lejos y hoy compite con certeza y convicción, consciente de que en su máximo nivel es una jugadora difícil de abordar. En eso tiene mucho que ver Conchita Martínez, factor fundamental en un enderezamiento que comenzó con la final del Abierto de Australia del año pasado (a favor de Sofia Kenin) y que fue interrumpido por el estallido de la pandemia, cuando ya había salido a correr. La ruptura, sin embargo, no detuvo las ganas de volver a la pista, la que la llevó a elevar Roland Garros (2016) y Wimbledon (2017), y llegar también al trono mundial.

Muguruza (27) quiere volver a su jurisdicción y obtener el título en Dubai ayuda mucho a allanar el camino. A la fatiga solo le faltaba la guinda del metal, un trofeo que lo habría devuelto al camino de la victoria y respaldado el ascenso físico y mental de un campeón herido por el orgullo. Lejos del primer plano durante mucho tiempo, el inicio de esta temporada lo devuelve a los focos y es una advertencia: Garbiñe ya está aquí. Ahora depende de usted determinar cuánto tiempo. Por ahora, el diseño de las últimas dos semanas es una declaración de intenciones. A pesar de la acumulación de partidos y el desgaste continuo, una vez más entregó un rendimiento constante y lineal, sin agujeros. Venció a Krejcikova en un duelo muy duro que la checa (25, 63 de la WTA) insistió en enredar, en ambos sentidos.

Unas molestias a un centímetro retrasaron el inicio, y luego de que el primer set cediera, luego de 1h 05 minutos de erosión y respuesta, se fue al vestuario y pospuso el inicio del segundo por 12 minutos. No lo necesitaba. Aún más afinado y decidido, Muguruza se acercó a la continuación con ideas más claras. En ese momento había salvado un set en contra y había acertado el cuarto, pero en el segundo el debate era más llevadero. Desafiante, pero controlado. Garbiñe empezó con un descanso y al que igualó un poco con el revés, el checo perdió el área central y por tanto la posibilidad de sacar tiros libres. Su derecha envolvente perdió tono y pese a sus intentos de enredar su muñeca (constantes amenazas de saque, detenciones al resto …) acabó firmando la rendición.

Entonces Muguruza vuelve a posar con un trofeo. Es la octava como profesional y la primera de una española en Dubai. Consiguió 900 puntos y un ascenso de tres plazas en Clasificación, hasta el decimotercero, y sobre todo un impulso de alma que necesitaba durante mucho tiempo. Cerca del nivel que lo subió a los altares, todo empieza a cuadrar poco a poco: ha llegado Conchita, ha llegado el orden y se pierde el apetito. Quieres volver a ser notado y has elegido el camino correcto. Trabajo y tenis. El resto, pone su raqueta. Muguruza vuelve a llamar a la puerta. Y hay razones para creer.

Puedes seguir DEPORTES en Facebook Y Gorjeoo regístrate aquí para recibir nuestro boletín semanal.