«Podemos haber aprobado las transferencias de la casilla B en beneficio de los amigos»



El periódico digital de Alicantur Noticias

El exsenador de Podemos, Celia Cánovas, pidió al juez reabrir la investigación sobre la “caja B” del partido, denominada Fondo de Solidaridad. La semana pasada, el titular del Juzgado de Educación no 42 de Madrid, Juan José Escalonilla, resolvió la despido provisional de esta parte del caso. Un expediente decretado pese a estar probado que Podemos ha destinado 30 mil euros de su ‘casilla B’ a la asociación 404 Comunicazione Popolare vinculada al partido y de la que la integran los principales partidos.

En concreto, este miércoles el ex abogado de Podemos y exjefe de Cumplimiento Normativo declara ante el juez Escalonilla, Monica Carmona. José Manuel Calvente y Mónica Carmona fueron despedidas en diciembre de 2019 cuando investigaban las irregularidades de formación de Pablo Iglesias. De hecho, la denuncia de Calvente dio lugar a esta demanda.

Cánovas, cuya comparecencia en el caso fue denegada a la espera de su apelación, envió al juez un resumen de 17 páginas, al que tuvo acceso. Libertad digital, elaborado por sus abogados Jaime Company y Alfonso Segura Cánovas. En él, el exsenador de la formación morada afirma que «los traspasos de la casilla B podrían haber sido aprobados por el ejecutivo de Podemos en beneficio de los amigos».

Según esa carta, «los resultados de la investigación policial son tan esclarecedores que constituyen indicaciones más que suficientes que pudo haber habido un uso irregular de los fondos transferidos desde Podemos y que las donaciones aprobadas por el partido a la asociación 404 Comunicazione Popolare, a cargo del Fondo de Solidaridad que controla Rafael Mayoral, se produjeron por los estrechos vínculos personales de sus asociados con el partido, algunos de los cuales ocupan cargos internos y públicos en Podemos, y con Mayoral, responsable de la gestión de la Caja de Solidaridad ”.

«Es completamente anómalo que no donaciones por un total de 30.000 euros a una asociación formada por personas muy relacionadas ‘no al partido como organismo «pero a ciertos» dirigentes «y específicamente a quienes tenían la responsabilidad de proponer donaciones del Fondo de Solidaridad, es decir a Rafael Mayoral», se lee en la misiva.

Según Cánovas, los trámites realizados «permiten acreditar la existencia de pruebas racionales más que suficientes de que se ha podido producir una desviación del dinero del partido para fines distintos de los establecidos legalmente para un partido político, con el consiguiente perjuicio económico, y que presuntamente constituiría un delito de mala administración «.

El exsenador Podemos recuerda que «la asociación # 404 Comunicación Popular no está registrada como asociación vinculada al partido Podemos, sino que recibe fondos del partido y, según la ordenanza impugnada, realiza actividades partidistas».

«Dado que esta asociación está gestionada por miembros de Podemos», añade, «todo indica que podríamos estar ante una asociación vinculada al partido que debería estar registrada como tal y que al ser una asociación vinculada no se registró y, por tanto, obligada». para cumplir con los requisitos legales para este tipo de asociación, presumiblemente estaríamos ante una actuación completamente irregular del partido Podemos, transfiriendo fondos a esta asociación sin ningún control legal por parte del Tribunal de Cuentas.

El hecho de que los cargos y miembros de la asociación que recibe fondos de Podemos sean también miembros de partido y tengan una relación tan estrecha con los líderes que deciden el destino de esos fondos nunca puede interpretarse como ‘normal’, sino más bien por el contrario, debe interpretarse como un claro indicio de irregularidades y sospecha de que los traspasos podrían haber sido aprobados por el ejecutivo de Podemos en beneficio de sus ‘amigos’ «, Destaca Cánovas.

La investigación «debe continuar»

Celia Cánovas señala en su trabajo que «la investigación debe continuar aclarar el destino real de los fondos donados por el partido y si fueron efectivamente utilizados por dicha asociación para los fines establecidos en su estatuto o si, por el contrario, fueron utilizados para fines distintos o incluso para algún tipo de beneficio personal de sus miembros «.

«Es fundamental que sea investigado por el tribunal si el Fondo de Solidaridad funcionara como una caja de «donaciones finalistas», lo que ya sería una irregularidad, y para qué actividades se utilizó efectivamente el dinero depositado en esta cuenta del partido, para verificar que las donaciones recibidas fueron utilizadas para realizar sus actividades «directamente o mediante donaciones hechas a la asociación # 404 Comunicación Popular ”, concluye.

.