Simon Yates abandona el Giro tras dar positivo por coronavirus



Ahora estás al día con Alicantur Noticias

Simon Yates abandona el Giro tras dar positivo por coronavirus

Simon Yates terminó la etapa el viernes con fiebre. Una prueba rápida para Covid-19 resultó positiva. Una segunda prueba, una PCR, lo confirmó. Su equipo, Mitchelton, lo aisló en una habitación, lo sacó del Giro y realizó pruebas rápidas al resto de componentes, pilotos y personal. Todos dieron negativo. Aunque todos estuvieron en contacto directo con Yates durante más de 15 minutos -desayuno, cena, bus, masajes- la organización del Giro no les pidió ninguna medida de cuarentena ni se opuso a la continuación de la carrera.

El vencedor de la Vuelta 2018 y uno de los favoritos del Giro fue 21o de la general, a 3m 52s del líder, Joao Almeida, tras unas primeras etapas, con un desmayo en el Etna, donde no estuvo a la altura de las expectativas.

Yates, de 28 años, es la primera ciclista en los dos meses y medio de competencia desde que se reanudó la temporada luego de dar a luz desarrolló Covid-19 durante una competencia. «Su condición es buena, solo ha desarrollado síntomas menores», dijo el médico de Mitchelton, Matteo Beltemacchi, en un comunicado, explicando que el equipo tiene su propio protocolo que proporciona tres mediciones diarias de temperatura de sus ciclistas.

“En constante comunicación con la organización de la carrera, se organizó entonces su traslado en ambulancia a otro lugar para aislarse en cuarentena. Aunque los otros corredores [solo cinco siguen en carrera, tras la retirada de Yates y las anteriores de Bookwalter y Affini] dieron negativo, los seguiremos probando a diario ”.

Mitchelton señala que Yates «fue aislado en su habitación durante el juicio». El Giro, sin embargo, no cambió de vestuario y solo paga a los equipos cuatro habitaciones por los ocho corredores, por lo que en la mayoría de los equipos los ciclistas comparten habitación.

El protocolo del Giro, impuesto por la Unión Ciclista Internacional (UCI), disponía que todas las burbujas del equipo (30 personas) llegaran a Sicilia con dos pruebas de PCR negativas realizadas seis y tres días antes. Además, todos ellos, al igual que en el Tour, serán sometidos a nuevos PCR los dos lunes de descanso, 12 y 19. El próximo lote es esperado con aprensión por todos los equipos, que no tienen dificultad en asumir que ninguno de los Yates estaba infectado. De la nada o que es muy probable que el inglés contagiara a uno de sus contactos durante los 10 días de convivencia en el Giro ya concluidos.

«Me deja un poco perplejo que Yates sea el único positivo en el equipo, es difícil de entender», dice Mauro Vegni, director del Giro. “En cualquier caso, no es tan grave que haya habido un solo caso después de una carrera de 10 días con el crecimiento de Covid 19 que se está observando en Italia y en el extranjero. Es una señal importante que nos obliga a seguir más de cerca la situación. Uno, incluso si es un corredor importante, es de poca importancia. El lunes veremos los resultados de las pruebas y si el número de positivos es importante tendremos que revisar la situación ”.

«El éxito del Tour, el hecho de que no hubo ningún caso de contagio entre los corredores, fue el acierto del rigor con el que tomamos todas las medidas preventivas», dice Eusebio Unzue, director de Movistar, que volvió a España después de permanecer en Italia. con el equipo en la primera semana del Giro. Y ese éxito, y las circunstancias de Italia, un país donde la pandemia parecía más controlada, quizás nos relajó un poco a todos y es menos riguroso que en Francia ”. Otras personas que siguen el Giro también reflejan un relajamiento de costumbres, no solo en el grupo sino también en la organización de salidas y llegadas.